martes, 16 de octubre de 2007

¿Planes?

Suele ocurrir. Cuando te comes la zanahoria, ese regalito que tenías delante de las napias y que te lleva hasta ese puntito ilusionante... pues te quedas "raro". Aunque no te lo hayas merecido demasiado. Y a la que pillas 2 horas en las que parar... ná, a pensar en qué fregao meterte.

No muy amigo de planes a largo plazo, tengo uno que a día de hoy me ilusiona: Lanzarote. No es un secreto, el año pasado ya me ponía berraco pero lo descarté por duro y por logística "enanil". Este año, superado el huracán del Ironcat y el primer año de cole de mi pequeñaja, esa que me deshidrata a babazos y que se ha llevado a casa en un cesto todos los virus del kit de debutante en guardería...

...le tengo aún más ganas.

(Hago un inciso para aconsejaros que os piréis toooooodos los miles de millones de ironmánicos que aquí entráis al Ironcat, aprovechad que me llevo el viento a otro lao...)

Cuento ahora con un apoyo que antes, sin dejar en el fondo de tenerlo, era como... como más abstracto. Cuento un secretillo: María, la que me lleva aguantando un carro de años y sigue aguantando mis caprichillos "pseudovigoréxicos", se enteró de las distancias Ironman unas 2 semanas antes del día "D", cuando me preguntó que a qué hora acababaría pensando en tomar juntos el vermutito :-(A su bronca se unieron la de todos los que me aprecian y no comparten afición por el tema.

Ahora, una vez visto que sobrevivo - algo puntúa esfuerzo del menda lerenda en sus dosificaciones y disimulos - parece que le hemos quitado un punto de dramatismo al tema y empieza a verlo de otra forma. Algo similar a cuando corrí el primer maratón, que fue el inicio de una sarta de ellos.

Bien. Hemos llegado al punto G. Sé lo que me apetece y tengo apoyo. Casi ná, aunque ese apoyo habrá que currárselo como el año pasado, a base de no impactar demasiado en aspectos mucho más importantes que cualquier Ironman.

Pero... ¿cómo hacerlo / prepararlo? ¿Cómo el año pasado, al tún-tún? ¿Bajo cierta tutela? ¿A acabar? ¿A hacerlo bien? Por el camino... ¿hago lo que me dé la gana a costa de llegar petao?

Por un lado me tira el ir a mi bola, haciendo en cada momento lo que pueda-quiera, como siempre he hecho. Por otro... me gustaría optimizar el poco tiempo de que dispongo.

Dubito, ergo me voy a tomar unas cañas.

7 comentarios:

Talin dijo...

Constancia mucho más valioso que panzadas.
Alguna panzada muy necesaria.
Necesario solo la familia.
Poder se puede hacer de todo.
De todo se debe de probar.

Espero verte en Lanzarote, un abrazo.

Bulderban dijo...

A tu puta bola...y me contratas a mi para los tutes de mahou (factor clave en la dieta del triatlea ironman)

Ishtar dijo...

Bueno, mi opinión es que las cosas suelen salir mejor bajo la tutela de alguien que sepa mucho más que nosotros del tema.

Aunque todo depende de lo que queremos conseguir, de los objetivos. Si tengo que montar un mueblecillo de Ikea, lo monto yo (o Sergio jeje). Pero si lo que quiero es un mueble mural de madera maciza a medida para mi salón, pues tendré que pedírselo a un profesional :-).

Creo que me explico más o menos... pero esto solo es mi opinión ;-).

Besicos!

Macario dijo...

Talín, buena filosfía; espero que nos veamos en mayo.

Esteban, tús consejos no me valen; que eres tan ácrata como yo, je je.

Ishtar, eso del Ikea me ha "tensao". Si comparo un tri con montar un mueble de esos chino-sueco, lo mismo, cual tuerca/arandela, llegado el momento me falta la bici, o el neopreno, o las zapatillas...

Sergio dijo...

Si te pagas a un entrenador te dejo de hablar... básicamente. Con finezas ahora, vamos :-)

Lo que sí haría sería comprarme unas ruedas de pefil alto, jijiji

vsblanco dijo...

>> optimizar el poco tiempo de que dispongo

Si me permites, creo que esa es la clave, optimizar. Planificar teniendo en cuenta de qué tiempo se dispone y a partir de ahí tirar millas.

javier-womper dijo...

Si tu caso es el mismo que el mío, mas que poco/mucho tiempo lo que no sabes es lo que vas a tener, y eso para un plan no me cuadra...

Mi opinión, a tu bola, sin presión y dusfrutando de tener una familia que te apoya (sin rimas, thank you)