viernes, 31 de octubre de 2008

Crisis otoñal

Yo creo que me ocurre todo los años. En cuanto que cambian la hora y se entra y sale del curro sin luz solar, ya voy jodido.

Si a eso unes unas semanas en las que "tus horas" de hacer cosas - a mediodía o muy muy de mañana - son liquidadas por marrones de curro y desplazamientos... la cosa se pone jodida. No digo ya para hacer deporte, o lo que otros llaman entrenar. Es ya que empiezas a pensar en qué puto bucle te has metido.


Y mientras estás en un atasco, con "Helter Skelter" sonando, en lugar de pensar en como matar a Sharon Tate, uno la vueltas a la cabeza con custiones tan básicas como "qué cojones hago yo haciendo algo que no me gusta, ni me ha gustado ni me gustará". No soy carne de oficina.

No valgo para sortear elegantemente la mierda ajena y expandir la mía con una sonrisa falsa. Me cuesta cada vez más poner buena cara al mal tiempo cuando vienen mal dadas. Y me jode cada vez más comerme marrones que son ajenos. Y este estado de medio mosqueo medio bajón, alcanza su máxima expresión cuando no puedo darme una sudada para soltar mala baba. Ni tampoco juguetear un rato con los enanos antes de acostarlos. Me levanto y me acuesto de mala leche, cansado y sin desconectar.

En fin, rachas; pasan. Para el que tenga problemas de verdad lo que cuento será una gilipollez como un piano.

9 comentarios:

Dani dijo...

Veo que la crisis es triple... Sosiega, que eso nos pasa a todos.

Cientounero dijo...

Tranquilo Macario. En esto estamos todos metidos. Simplemente, hay que valorar el escaso tiempo que tenemos y hacer que tenga calidad y que esa calidad la recordemos con agrado en el atasco.

diego dijo...

joder como estamos!!!

Esperanza dijo...

Helter Skelter.... la de Beatles o versión Motley Crue? U2?

Helter_Skelter fue un nick mío hace años........

Anímate tronco, que en seguida te adaptarás a la oscuridad.

vsblanco dijo...

Así es el curro y así es la vida, tron. Paciencia y a tomárselo lo mejor que se pueda.

Sergio dijo...

Te entiendo... no desesperes, todo pasa.

Ishtar dijo...

Bueno, lo de que sea de noche un montón de horas al día, haga frío, llueva y encima los viernes ya te quiten la jornada intensiva (esto va por mi :-(( ) no tiene remedio. Lo otro sí. Ahora, hay que ver si poniendo las cosas en la balanza compensa o no, y entiendo que teniendo churumbeles no está el tema como para riesgos, pero eso no quita la existencia de otras opciones, que tendrán su punto bueno y su punto malo, pero ahí están. Ahora, otra cosa es que la felicidad no está en las cosas externas, sino en nosotros mismo, así que si "la sacas", todo será mucho más sencillo :-)

Besicos y ánimo!

Zubi dijo...

Maca, gracias por relatar tu, mi nuestras sensaciones.

Busquemos soluciones.

Ramón Doval dijo...

Deberías disfrutar más del Album Blanco (póntelo tres veces, como tu entrada -que luego dices que escribes mucho...-). Tienes que ser más positivo y pensar que 15 horas de marrones podían haber sido 18.
¡Animo!