viernes, 1 de febrero de 2008

¿Y ese ruidito?

El que más y el que menos, alguna vez se ha quedado tirado. Se le ha parado el coche o la moto y ha tocado visitar al taller. Cuando te lo dan, presuntamente ya arreglado, te tiras un tiempo bastante "sensible". Diría que incluso paranoico en algún momento: el menor ruido, una vibración... todo te huele a que te vas a quedar tirado otra vez. Y lo mismo ese ruido, esa vibración, va contigo desde hace años.

Algo así es lo que el menda siente ahora con la rodilla. ¿Dolor? No. ¿Molestias? Pues tampoco. Pero al más leve hormigueo, al notar cierta tirantez al estirar... piensas. ¿Estará esto bien? ¿Y ese crujido?

En fin, he vuelto a mis rodajes de madrugada. Pereza matinal, sensaciones matinales, ritmo matinal y perrazo suelto que se me tira y a cuyo dueño casi le suelto una hostia también matinal, para quitarle la torrija.

Sobre el tema "chuchos sueltos en los parques" me explayaré otro día, por simple decoro y no llamar hijodeputa al soplapollas de turno que suelta a un perro sin educar mientras apura el piti y hace molinete con la correa a 100 metros.

5 comentarios:

Dani_ironmandream dijo...

Como estare de acojonado con los perros grandes y hasta los huevos de esa gentuza que no vigila a sus canes que hasta me compre un auyenta perros por si las moscas. Y no hablo de una porra plegable (que es lo que me gustaria), sino un chisme de ultrasonidos

edecast dijo...

A ver si hay suerte con la rodilla. Lo de los perros no tiene nombre. Además de los que comentas (creo que todos los que corremos hemos tenido alguna con algún dueño de estos) luego está el tema de las cacas. Acabo de llegar de correr por un parque en el que en cada 50cm había una mierda de perro. Yo las esquivo pero los que tenemos peques no podemos ir a un solo parque. Y da igual. Ni una sola denuncia a pesar de que hay leyes, etc.

Ramón Doval dijo...

Yo tengo dos compañeros de piso que son perros (de mi mujer) ¡así que estoy más harto que vosotros!
Suerte con la pata.

Ramón Doval dijo...

¡Se acaba de comprar otro! Ya tengo tres,... manda g�ebos.

Macario dijo...

Ramón, ¡¡ya puedes montar un restaurante chino!! :-)